Dread Mar I. Lección reggae

Dread Mar I principal exponente en el país de la música jamaiquina y referente indiscutido del nuevo sonido reggae subió al escenario del Luna Park una vez más -12 de Septiembre- Esta vez para despedir a pura energía su sexto disco “Transparente”, sin dejar afuera los clásicos que acompañan a la banda desde sus inicios, 2005.

 

Con el estadio repleto y mientras afuera el frío hace acurrucar a los transeúntes, aquí adentro se puede sentir el calor de las gargantas coreando estribillos de los éxitos de la banda, a la espera de alguna silueta humana sobre el escenario.

De a poco van desapareciendo los típicos vendedores de bebidas gaseosas al tiempo que se encienden una vez más las pantallas gigantes ubicadas a los costados del escenario, pero esta vez es para transmitir un video como adelanto de lo que será el nuevo disco, y en donde se pueden observar secciones de la grabación de la nueva producción.

El público se entusiasma con la aparición del video clip, pero son las voces femeninas las que más se hacen oír cuando se muestra a Mariano Castro en el video.

A las 21 puntual salen sobre las tablas los seis músicos que acompañan al artista y luego de unos segundos: Dread Mar I, desde el escenario caminando sobre una extensión que le permite estar más cerca de su público, en el centro del campo. Allí permanecerá durante las 41 canciones que componen el show.

Acompañado por su gorro Tam, que solo se sacará en ocasiones, y una estrella luminosa desde el fondo del escenario en donde aparece su rostro, abre el show con Eso lo sé muy bien. Y comienza una fiesta reggae inolvidable, con un líder alegre como Mariano Castro, transmitiendo durante toda la noche alegría a su público. Caminando y bailando constantemente sobre el escenario. No convencerán, Tu soldado, Principio y fin siguen con la lista del repertorio.

La noche tiene lugar para una íntima ocasión cuando, luego de un intervalo, los músicos ubicados sobre la extensión del escenario brindan un acústico a sus fieles seguidores, quienes se dejaran llevar por el momento más espiritual de la noche, y en donde la banda interpreta: Aprenderé, Lluvia, Lago e Inspiración.

La energía y el entusiasmo no se disimulan, y mientras bajan desde las gradas las voces al unísono y coreando “dale, dale, Dread Mar I” los músicos vuelven a plano al escenario y suena Aunque digan, Padre te amo, El tiempo es malvado y La luz y la ilusión, para luego dar lugar a dos de los temas que serán incluidos en el nuevo material: Alguna lección y Cobarde por demás.

Sabemos lo real: canción de protesta, aporta más energía aún, y Mariano lo ilustra claramente interpretando el tema completo con una bandera argentina cruzada sobre su pecho.

La mística noche reggae vislumbra el principio del fin. Ahora es el turno de, quizás, los mayores éxitos de la banda: Sálvame, Tu sin mí, Buscar en Jah y Promesas. Así se corona una excelente velada en Capital Federal. Con una puesta en escena impecable y un ritual armónico y poderoso pocas veces visto. Un show sensacional de dos horas y media.

Créditos foto:
Facebook Dread Mar I Oficial

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *